DAY OF DOOM

CUERNO + SERPENT VENOM + HORN OF THE RHINO

 cuerno 1 by edu tusetCreo que a partir de ahora, el 12 de octubre pasará a ser festivo para unos cuatrocientos de nosotros ya que celebraremos que tal día del 2013 pudimos asistir a un evento que nos marcó, un festival que perdurará en nuestro interior y que, esperamos, cada año podamos vivir. Pocas veces se ha reunido un conjunto de bandas que sin ser “las de siempre” han hecho que volvamos a disfrutar, a experimentar una catársis en cada uno de los asistentes,gozando de cada una de ellas.No decepcionó ninguna,el marco fue muy satisfactorio, el ambiente de los de lujo…allí se dieron todos los condicionantes para que cada uno de nosotros pudiéramos sumergirnos en unas cuantas horas de música Doom,olvidándonos de la penosa realidad que nos rodea…
Así como no quien quiere la cosa y aún habituándonos al recinto, ya se sabe que lo primero que hay que hacer es visitar la barra, el puesto de merch y los servicios…, salieron a escena los reunificados para la ocasión CUERNO que a base de unas notas de alto octanaje nos hizo salir corriendo a la zona del concierto para vivir su descarga.Inactivos desde el 2010 la verdad es que se les notó engrasados y poderosos haciendo que los que no los conocían y a los numerosos seguidores suyos que congregaron, pudieran presenciar un muy buen concierto de lento y experimental Doom.
serpent venom 1 by edutusetLos siguientes en salir fueron los londinenses SERPENT VENOM que continuaron con la senda más lenta de este estilo, pesados, monolíticos también hicieron las delicias de todos. Allí no se movía nadie y es que su disco “Carnal Altar” ha sido muy bien recibido por los amantes de esta música, emparentada con grandes bandas como ELECTRIC WIZARD o SAINT VITUS. Con un Gaz en un estado vocal fantástico repasaron su único trabajo y pusieron una pica para que si un día vuelven solos, congreguen a todos los que de allí salieron convencidísimos con su propuesta, sinceramente, lo espero con muchas ganas.
hornoftherhino 1 by edu tuset
Y señor@s, con HORN OF THE RHINO se pasó a las palabras mayores…joder! qué descarga de los bilbaínos!!, sencillamente destructores, pasaron como una apisonadora dejando claro de que son una gran banda cuando hablamos de Doom Metal.No había tenido al oportunidad de verles nunca y sinceramente me convencieron al 100% con sus particulares toques sludge y casi thrasheros en su música.Con dos discos en su haber, “Weight Of Coronation” y “Grengus”, repartieron estopa de la buena, convenciéndonos de que estábamos delante de un grupo que ya es de los importantes, de los que tienen que traspasar nuestras fronteras y de que seguro nos van a brindar muy buenos momentos de “sufrimiento” sonoro. El rocoso trío formado por Sergio, Julen y Javier redondearon una grandísima actuación poniéndoles las cosas difíciles a las otras dos grandes bandas que faltaban por salir….
Jaume Bellini
TROUBLE
trouble 1 by edu tusetPor si no habíamos tenido suficiente con los grupos anteriores, después del torbellino que supusieron Horn of the Rhino, saltaron a escena los norteamericanos Trouble. Personalmente eran la banda que más esperaba de todo el festival y a los que más ganas les tenía, entre otras cosas porque era la primera vez que pisaban territorio peninsular y porque además cuentan con una sólida discografía que alcanza casi 30 años. A pesar de ello nunca han conseguido alcanzar cotas más que de grupo minoritario y al mismo tiempo de culto para los amantes de estos sonidos oscuros, profundos y densos. (Ver video)
Pues bien, no solamente no defraudaron lo más mínimo sino que para mí dieron el concierto del festival. Pentagram nos ofrecerían más tarde un show más que decente pero lo de Trouble fue casi de otro planeta. Al fin y al cabo, uno ha tenido la ocasión de ver a Pentagram recientemente en dos ocasiones y por ello la novedad primaba sobre el resto. Capitaneados por sus dos guitarristas clásicos, Bruce Franklin y Rick Wartell, y apoyándose en sus riffs poderosos e intensos, nos ofrecieron una lección de doom, stoner y metal clásico en su vertiente más pesada que a algunos nos costará olvidar. Una sección rítmica envidiable y la gran voz del nuevo cantante Kyle Thomas nos pusieron los pelos de punta hasta conquistar por completo al personal allí presente. (Ver vídeo)
Comenzando con “The tempter”, el primer tema de su ya lejano álbum “Psalm 9”, publicado en 1984, dieron un buen repaso a su extenso catálogo de temas y aunque no faltaron clásicos provenientes casi en su totalidad de esa primera referencia discográfica, centraron buena parte de su repertorio en temas de su último disco “The distortion field”, comprensible dado que es su publicación más reciente y porque ya fue grabado con su nuevo vocalista. Del mismo, nos deleitaron con cuatro temas entre los que destacaron “Paranoia conspiracy” ,“Hunters of doom” y el tema que abre el disco, “When the sky comes down”, del que podéis ver su interpretación en vivo en el siguiente video. (Ver vídeo)
Un sonido excelente durante toda su actuación, con la pequeña pega de que la voz en ocasiones estaba quizás por debajo del resto. Trouble, un grupo ante el que había una expectación importante y que dejaron con un gran sabor de boca al respetable. De hecho, creo que todos nos quedamos con ganas de más, realmente de mucho más. Un placer que después de tantos años de carrera podamos ver por aquí a una banda de este calibre, en pleno cenit de forma y no arrastrándose como algunos colegas suyos contemporáneos de su época. Esperemos que no tengan que pasar 30 años para volverlos a ver. Grandes Trouble, muy grandes. (Ver vídeo)
Jorge Delgado
PENTAGRAM

PENTAGRAM EN BARCELONA, ¡LIEBLING VIVE!

pentagram 1 by edu tusetA los que llevamos tiempo siguiendo la carrera de Pentagram, se nos puso el corazón en un puño cuando visionamos el documental “Last Days Here”. En esa cinta nos dimos cuenta que el estado físico y mental de Bobby Liebling era sencillamente desastroso, las cantidades industriales de drogas que se metía diariamente, habían hecho de este pequeño genio prácticamente una piltrafa humana, y conforme pasaban los minutos de película tenías cada vez más claro que en cualquier momento nuestro hombre podía morir ante las cámaras. Era aquel sin duda un documento estremecedor de alguien con el talento suficiente como para haber llegado a ser una estrella, que sin embargo acabó en el arrollo, malviviendo en el sótano de unos padres que se mostraban resignados a que cualquier día su hijo dejara de respirar. Sorprendentemente el film tiene un final feliz, todavía había esperanza para ese yonki desahuciado a los ni sus antiguos compañeros querían  ver. De todas maneras el talento seguía intacto, así lo demuestra lo absolutamente contundente que sonaba “Last Rites”, la resurrección discográfica de un Liebling, que bien secundado por el gran Victor Griffin en la guitarra, demostró a todos los que no esperábamos nada de él, que seguía vivo y en plena forma. Recuerdo el día que compré el disco y escuché bombazos como “Call The Man” o “American Dream”, aquello sonaba tan crujiente, aplastante y abrasivo como en sus mejores tiempos. Finalmente llegó su primera visita a nuestro país cuando desembarcó en el Azkena Rock Festival, no pude quitarme la espina entonces, y encima las noticias que me llegaban eran contradictorias, unos alucinaron y otros salieron decepcionados comentando que la presencia del duende Liebling en el escenario era más que patética. Por fin y gracias al Day Of The Doom iba a poder aprobar esa asignatura pendiente y comprobar por mi mismo quien tenía razón. Después del apabullante set de Trouble, Pentagram salían a escena y como ya sabíamos venían sin Griffin, lo cierto es que tampoco se le echó de menos, la banda sonaba perfectamente conjuntada, engrasada y como un puto cañón. ¿Y Liebling? Pues bien, muy bien diría yo, vocalmente rayó la perfección, poderoso, altivo, con confianza y dominando el escenario. Escuché entre el respetable algunos comentarios mal intencionados e incluso algunas risas cuando se arrancaba en esos epilépticos movimientos tan característicos suyos, menudos ignorantes, tenían delante a una puta leyenda que ha pasado por todo y que supera los sesenta habiendo sobrevivido a un infierno de drogas y ahí estaba, dándolo todo, o mejor dicho, dándonos todo a nosotros, que nos podemos sentir afortunados de poder vivir a estas alturas un directo de Pentagram en pleno 2013. Ahora que caigo, no he mencionado ni una sola perla con la que nos obsequiaron, como era de prever, aquello fue una retahíla de clásicos del mejor proto hard rock del mundo, desde “Forever My Queen” hasta “Ralentless”, pasando por “All Your Sins”, “Be Forewarned”, “When The Scream Come” o la más reciente “Treat Me Right”. Una vez finalizado, volviendo a casa, es imposible no volver a pensar en el atómico documental al que hacíamos mención al principio y acordarte de cuan diferente es el Bobby Lieblin que acabamos de ver sobre las tablas, a aquel que aparecía en la camilla de un hospital enseñando sus brazos llagados a los doctores, tratándoles de convencer de aquellas bacterias se lo estaban comiendo vivo. No sabes lo que nos alegramos del cambio, Bobby.

Andrés Martínez

Fotos by EDUSLAYER

http://www.flickr.com/people/27222044@N05/

Anuncios

Un pensamiento en “DAY OF DOOM

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s